10 minutos con Jesús: Jesús también tiene whatsapp

18
Chica-joven-movil

En la era de Internet los cristianos no podemos quedarnos atrás. Eso pensó un grupo de sacerdotes y laicos cuando dieron forma a la que es ya una de las iniciativas 2.0 más populares para rezar: 10 minutos con Jesús.

Por Marta Peñalver

10 minutos_logoLa vorágine del día a día resulta una excusa excelente para aquellos que reconocen que sacar tiempo para rezar es a veces complicado. Sin embargo, gracias a un grupo de sacerdotes y a varios colaboradores laicos, dedicarle 10 minutos a Jesús es, si cabe, más fácil que hace un año.
Fue entonces cuando el sacerdote José María García de Castro atendió a la petición de una madre que buscaba algo para que sus hijos adolescentes no desconectaran de su vida espiritual durante las vacaciones, y le pidió que les grabara cada día una pequeña meditación. Estos audios de más o menos 10 minutos de duración empezaron a extenderse rápidamente hasta que, con ayuda de otros sacerdotes, comenzaron a dar forma a la que se ha convertido en una de las más populares iniciativas 2.0 para rezar. “Al principio había que descargar la meditación, así que se nos ocurrió crear un grupo de WhatsApp para que la difusión fuera más directa”, explica a Misión Javier Sánchez Cervera, otro de los sacerdotes que colabora en esta iniciativa. El grupo de WhatsApp se llenó ese mismo día, y ahora mismo están llenando el grupo 218. O lo que es lo mismo, en menos de un año, más de 50.000 personas reciben cada día esta meditación. Y todo con un equipo de 15 personas entre sacerdotes y voluntarios, que manejan las redes sociales, la web, el canal de YouTube y las aplicaciones de mensajería WhatsApp y Telegram.
Y ¿cómo es posible llegar a tantos jóvenes con un mensaje tan contracultural?  “Primero hay que ponerse en su piel”, explica el padre Javier. Por eso, “adaptamos las meditaciones en forma y contenido, con un lenguaje directo y un canal tan extendido entre ellos como WhatsApp”.

www.10minutosconjesus.com

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete gratis y recibirás la revista cada tres meses en casa

Dona ahora: ayúdanos con tu donativo para que podamos seguir contando historias como esta